¿Cómo ayudar a crear un horario o una rutina para tus hijos?

Conoce la importancia de crear una rutina para los hijos

La rutina es la costumbre de hacer algo de forma regular y periódica, aprendiendo hábitos conforme la seguimos y adquiriendo un sentido de orden que nos ayuda a tener una vida más organizada, esto es especialmente importante en los niños al ser una necesidad básica para su educación y desarrollo.

Crear una rutina para los hijos es fundamental al brindarles tranquilidad y una mejor comprensión de cómo solucionar diferentes problemas; si estás trabajando en horarios con tu hijo o hija y no sabes de qué manera apoyarlo o apoyarla en este proceso, aquí te dejamos algunos consejos útiles.

Explica la importancia de una rutina

Lo primero a la hora de crear una rutina para los hijos es tener claro el papel que juega en su desarrollo, explícales a tus hijos por qué es importante para su futuro seguir correctamente los horarios y hábitos que tienen.

Una rutina bien estructurada fomenta valores como la responsabilidad, el compromiso y la constancia en los niños, además de enseñarles a ser autónomos para que adquieran una mayor confianza en sí mismos.

Deja que tu hijo ayude con la elaboración de su rutina

Crear una rutina para los hijos debe ser un trabajo cooperativo, cuando llegue el momento de estructurar la rutina que se llevará a cabo permite a los pequeños realizar aportaciones y decidir qué es lo que quieren hacer y cuándo.

Dándoles la oportunidad de participar los haces sentir importantes y les transmites que confías en ellos, motivándolos a dar lo mejor de sí mismos al haber elegido por su cuenta las tareas que deben cumplir, perfeccionando así su toma de decisiones.

Crear una rutina para los hijos será un beneficio para su futuro

Establece tiempos y prioridades

Una rutina debe responder a las necesidades que la familia tenga y las metas que se pretenden alcanzar en conjunto, por eso es crucial definir cuáles son las prioridades y los horarios en los que cada persona puede cumplir con sus actividades diarias.

Es recomendable establecer expectativas reales en la rutina, de lo contrario los niños podrían sentirse abrumados y estresados al no ser capaces de hacer algo; en caso de observar dificultades en su desempeño puedes realizar algunos ajustes que le devuelvan la armonía a la dinámica familiar.

Pónganlo por escrito

Al crear una rutina para los hijos se aconseja ampliamente escribirla con el propósito de que sea lo más clara posible, así todos en la familia podrán entender de mejor forma lo que deben hacer, en especial los más pequeños.

Una herramienta visual es efectiva incluso cuando tu hijo o tu hija no sabe leer, utilizando elementos visuales o llamativos lograrás que identifique cuáles son sus responsabilidades y podrá familiarizarse poco a poco con la nueva rutina. 

crear una rutina para los hijos es de gran utilidad

Apóyalo en recordar su rutina

El proceso de adaptación a una rutina puede ser complicado para los hijos, la última de las recomendaciones es ayudarlos cuando las cosas se les dificulten o no recuerden qué es lo que les corresponde hacer según el horario acordado.

Procura reconocer su esfuerzo cuando hagan las cosas bien, apóyalos cuando tengan problemas, pregúntales cómo se sienten en todo momento y dales el impulso que requieren para seguir adelante con su rutina.

Crear una rutina para los hijos es de gran utilidad al otorgarles una herramienta de aprendizaje que les permitirá comprender temas más complejos de la vida, como los buenos hábitos o los valores que regirán el resto de su vida.

Por eso es importante educarlos apropiadamente desde temprana edad sin dejar de lado el amor y la comprensión, de esa manera su desarrollo adquiere las bases necesarias para formar hombres y mujeres íntegros.

También te puede interesar: Hábitos para cuidar la salud mental y emocional de tus hijos